Cultura

Como es tradicional la comunidad de Diaguitas celebró el “We Tripantu”

El Año Nuevo Indígena o “Wen Tripantu” es una celebración sagrada,  de profundo significado para el pueblo originario.  

Como ya es tradición en la escuela Juan Torres Martínez de Diaguitas,  se celebró el Año Nuevo Indígena, lo cual se desarrolló con el izamiento de la bandera de los pueblos originarios y con una emotiva ceremonia   en el patio del establecimiento, en la cual participaron los alumnos, estudiantes, autoridades y vecinos de la localidad.

El Año Nuevo Indígena o “Wen Tripantu” es una celebración sagrada,  de profundo significado para el pueblo originario,  pues marca el inicio de un nuevo retorno del sol para las producciones agrícolas.

De esta forma, para preservar las costumbres y rituales ancestrales,  la única escuela intercultural del Valle del Elqui, realizó esta ceremonia de los deseos, donde todos los alumnos vestidos caracterizando a distintas etnias indígenas,  llevaron su bolsita de los deseos y los lanzaron a la fogata.

Paralelamente cada curso tuvo su stand  con gastronomía típica de los habitantes ancestrales de la zona. Así también los participantes danzaron alrededor de la fogata, mientras los  alumnos de la banda, con sus instrumentos, tocaron música de sus pueblos originarios e  hicieron de este un momento folclórico para recordar.

El director de la escuela, Jorge Guerrero,  explicó la importancia de realizar estos actos en los establecimientos educacionales, resaltando que  “para nuestros alumnos es muy importante fortalecer los lazos con sus culturas ancestrales y nosotros como escuela intercultural fomentamos estas instancias”, explicó.

El año nuevo mapuche o We Tripantu (regreso del Sol) es una ceremonia típica de la cultura mapuche. Es una fiesta de agradecimiento por la vida que se renueva.

Esta ceremonia coincide con el solsticio de invierno (el acercamiento sistemático del sol al hemisferio sur de la Tierra). La celebración comienza antes que el sol se oculte en el horizonte. Habitualmente se realiza durante la noche del 23 de junio, y se espera hasta el amanecer la llegada del “nuevo Sol que regresa” por el oeste. El ritual, que invoca a los antepasados, es dirigido por una machi o por el lonko del lugar.

Para el pueblo Mapuche es una ceremonia espiritual, una celebración familiar en la que participan los adultos, los niños, y toda la diversidad de los seres vivos.

Las autoridades que participaron en la celebración fueron Ana Vega,  Jefa Provincial de Educación; Ada Zuleta, Asesora Técnico Pedagógico de la Secretaría Regional Ministerial de Educación; Soledad Torres, Presidenta de la Junta de Vecinos de Diaguitas Centro;  Flor Salazar, Presidenta del APR; Walter Díaz, Jefe del Departamento de Educación; y  Gabriel Pastén, Asesor del DAEM.

Cristian Pérez Trujillo

Periodista, Licenciado en Comunicación Social, de la Universidad de La Serena. Nacido en Vicuña y criado en el Valle de Elqui. Amante de la tierra elquina, de los deportes y la cultura.

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba