Hernán Ahumada: “Mi sello será el trabajo directo con la gente, de las soluciones cotidianas”

Cristian Pérez Trujillo
Publicado por Cristian Pérez Trujillo febrero 17, 2017 10:27

Hernán Ahumada: “Mi sello será el trabajo directo con la gente, de las soluciones cotidianas”

El alcalde de Paihuano para el periodo 2016-2020 es militante de Renovación Nacional desde hace 20 años. En la actualidad está casado con la vicuñense Javiera Adaro, con quien tiene tres hijos.

Hernán Ahumada (39), alcalde de Paihuano, desde pequeño vivió en esta comuna, pues proviene de una familia tradicional elquina. Su abuelo, Antonio Ahumada, fue un reconocido agricultor de la zona, creador del Pisco Bellavista, uno de los primeros de la zona.

Del matrimonio de don Antonio con Marta Tapia, nacieron 5 hijos, Renán, Rina (madre de Hernán), Roberto (ex concejal de Paihuano), René (ex concejal de Vicuña y Rubén.

Hernán Ahumada estudió la enseñanza básica en Paihuano, y la enseñanza media en La Serena al igual que su carrera profesional, Servicio Social. “Es un área que me encanta, que siempre me lleno por completo. Tuve que hacer lo que hacen todos los jóvenes de nuestra comuna, emigrar para poder estudiar”, sostuvo.

“Al titularme hice la practica en la municipalidad de La Serena, entre en 1997 y estuve hasta el 2016, fueron casi 20 años, en donde cree enormes lazos y en donde también comencé a amar más lo del servicio social”.

El alcalde de Paihuano sostiene que desde aquellos años siempre pensó en volver a Paihuano, primero a trabajar, luego con la idea de ser concejal. “Se lo planteé en su minuto a mi familia, me apoyaron de forma inmediata, sin ellos sin duda no se lograrían los objetivos, y ahí comenzó esta aventura”, recuerda.

Estando en el concejo, consideró que existían  varias situaciones que consideraba anómalas, las mismas que le hacían saber los vecinos, “vimos la posibilidad de presentarme como alcalde, era una situación muy difícil, había que luchar sin muchos recursos, frente a una maquinaria municipal y también con 22 años del alcalde en ejercicio”, reconoce.

El jefe edilicio sostuvo que siempre tuvo confianza que quedaría en el concejo, pero la situación que lo sorprendió fue el hecho de sacar la segunda mayoría de esas elecciones del 2012.

¿Eso le generó la opción de pensar en presentarse a alcalde en estas elecciones?

“No para nada, siempre quise trabajar de concejal, aportar en ese sentido, ocupar toda mi experiencia como funcionario municipal, como presidente de los empleados municipales, quería aprovecharla en esta comuna. Pero cuando entre aquí me di cuenta que la situación era muy distinta a lo que se realizaba en La Serena. Allí el alcalde trabaja mancomunadamente con los concejales, independiente de las líneas políticas, situación que no me ocurrió aquí en Paihuano, yo fui apartado, no fue considerado para muchas cosas, sólo por ser de una línea distinta al ex alcalde. Esto sumado a las irregularidades que fui detectando como concejal, me llevaron a  decidir a presentarme a alcalde”.

 ¿Qué tipo de situaciones? ¿Fueron denunciadas?

 “Por su puesto, quedaron en cada una de las actas de concejo. Está plasmado en cada acta. Era un municipio desordenado administrativamente, con muchas irregularidades, muchas deudas. Con el pasar de los años fui viendo cosas que no correspondían, sueldos altísimos que habían en un municipio chico como éste, para mí era inaceptable que funcionarios ganaran más de 3 millones de pesos, 4 millones, por ejemplo. Por lo mismo, hace dos años atrás, conversándolo con la familia, decidí el camino de ser alcalde. Era un desafío muy grande, de David contra Goliat, un concejal contra todo un aparataje municipal, colchonetas, víveres, pagos de luz y agua”.

 ¿Ese periodo fue muy complicado?

“Bastante complicado, muchas cosas que las guardamos como familia, no me podía pasar la vida diciendo me pasó esto, me hicieron esto otro, había que afrontar no más. Hubo momentos delicados, me quebraron los vidrios de la camioneta, cartas con ofensas pegadas en la puerta de mi casa”.

¿Cosas que nunca se espero o sabía que le podía suceder algo de ese tipo?

“Me habían dicho como era el sistema en Paihuano, pero la verdad nunca me espere tanto. Uno nunca espera que en una comuna tan tranquila existan personas enfermas que vayan y te rompan cosas personales. Mi política no es tener rivales ni enemigos, adversarios con los cuales uno puede trabajar claro que sí. A uno de mis colaboradores más cercanos, mi mano derecha, le quemaron el auto, son situaciones reales que las vivimos aquí en Paihuano, por eso la gente se dio cuenta”.

¿Cómo respondían frente a estas situaciones?

“Ni yo ni mi equipo contestamos estos ataques, nunca salimos en los medios de prensa denostando, nuestra posición fue toda la contraria”.

¿Al asumir con qué tipo de situaciones se encontró. Como enfrentó la situación con los empleados por ejemplo?

 “Primero que todo llegue a un municipio en donde estaban muchos de los funcionarios que no querían que llegará, que fueron rivales míos políticamente hablando, fueron una situación complicada, porque prácticamente estaba solo trabajando, pues estaban las personas que hicieron lo humanamente posible para que yo no saliera alcalde, por eso las primeras semanas fueron complejas, pero lo que me ayudó en el día a día fue el apoyo de la gente”.

¿Y la comuna en sí, la comuna que recibió qué opinión le merece?

“Debo reconocer que los 22 años del alcalde anterior no fueron sólo cosas malas, hay que ser honesto que se hicieron cosas buenas, pero después de 22 años, como cualquier régimen, la gente se cansa y necesita un cambio, el desgaste lógico y normal en cualquier sistema, cuando pasan muchos años la cosa se llena de vicios, la gente quería cambios”.

Dura pelea luchar contra 22 años de una gestión

“Lorenzo Torres tenía su nombre, además de recursos municipales, de Gobierno. Yo era el candidato joven, no con muchos recursos, pero con ganas de hacer cosas”.

Hablando de su gestión, ¿cuáles serán las directrices a seguir?

“Lo que yo ofrecí cuando era candidato eran tres cosas, una municipalidad justa y equitativa,  un alcalde para todos; un municipio transparente, aquí estamos haciendo todo informándole a la gente; y la modernización de la municipalidad, llegue hace un poco más de 60 días, encontramos una municipalidad arcaica, que todo estaba centrado en una persona. Imagínate que somos una comuna reconocida a nivel nacional y mundial como turística y no había oficina de turismo. Tenemos los restos de Gabriela Mistral, aquí hizo toda su vida, y no teníamos un encargado de cultura. Somos una comuna envejecida, la cantidad de adultos mayores es mucha aquí y no teníamos oficina del adulto mayor. En resumen en estos días hemos creado todas estas unidades, además de oficina de la juventud, de deportes, OPD, medioambiente de la mujer, y una que llamará mucho la atención, que es una oficina de tradiciones, que es la primera en la región, en donde destacamos las tradiciones elquinas”.

Frente a esto la autoridad dijo además que “si yo hubiese quería eternizarme en el cargo, hubiese dicho todo pasa por mí, como se hacía antes, yo no quiero eso, deseo que en un par de meses más la municipalidad de Paihuano sea igual que los otros municipios del país, moderna”.

En el ámbito de la infraestructura ¿qué es lo que propone, qué es lo que falta en Paihuano?

“En la actualidad en Paihuano tenemos una gran infraestructura, no me puedo quejar, tenemos bonitas postas, bonitos colegios, enormes complejos deportivos. Mi sello irá en la solución cotidiana, en el trabajo con la gente, solucionar veredas que llevan años malas, a los postes que llevan años sin iluminar, bajaremos las revoluciones a las grandes obras, nos preocuparemos al trabajo directo con la gente, subsanando los problemas que tienen los vecinos”.

¿Para esto tienen reuniones con las juntas de vecinos regularmente?

“Llevamos más de 60 días y ha sido bastante intenso, vamos a salir del verano y comenzaremos con las reuniones, aunque ya tuvimos una con todos los dirigentes, aunque de todas formas nos han pedido reuniones y hemos estado abierto a ir a los distintos lugares. Pero el trabajo directo con las JJVV lo comenzaremos a partir de marzo. Lo que quiero dejar en mi gestión es que cada localidad tenga su sello, su imagen, por ejemplo Horcón que sea la zona huasa, Cochiguaz, la tierra mística y de la espiritualidad, Paihuano, zona de descanso, Montegrande la zona de Gabriela Mistral y Pisco Elqui la capital turística”.

¿Cuándo la comunidad podría decir que ya están los resultados de su gestión?

“Estos dos meses han sido de acomodamiento, de ordenar la casa, encontramos un municipio muy desordenado. Estamos cubriendo las finanzas, yo creo que en dos o tres meses más estaremos ordenados económicamente. Yo quería llegar en diciembre a trabajar de inmediato con la gente, pero me di cuenta que había que trabajar adentro primero, de ordenar la casa. Pero fíjate que los tiempos están calzando justo, estaríamos trabajando de lleno desde marzo, con todo el rodaje”.

¿Proyecciones políticas en este momento?

“Un periodo es muy poco, en cuatro años no se alcanza a hacer mucho, yo quiero dejar mi huella, mi sello, quiero agradecer a toda la gente que día a día me aplaude, que me felicita, quiero que recuerden mi paso por aquí, para eso necesito más de cuatro años”.

 El alcalde Hernán Ahumada por estos días continúa con las actividades de verano en la comuna de Paihuano, en donde hace algunos días de vivió la versión 19 de la Feria Costumbrista, la que fue catalogada de exitosa por el nivel de organización y por la cantidad de gente que asistió a la misma.

 

Cristian Pérez Trujillo
Publicado por Cristian Pérez Trujillo febrero 17, 2017 10:27