Desarrollan proyecto de reutilización de aguas y huerta escolar en Diaguitas

Roxana Zepeda Rivera
Publicado por Roxana Zepeda Rivera marzo 23, 2017 17:18

Desarrollan proyecto de reutilización de aguas y huerta escolar en Diaguitas

El proyecto fue financiado por el Fondo Nacional de Desarrollo Regional del Gobierno Regional de Coquimbo año 2016 y se presentó a través del sistema de Agua Potable Rural (APR) de Diaguitas.

Un destacable proyecto de reutilización de aguas y construcción de una huerta escolar es el que se está desarrollando en la escuela Juan Torres Martínez de Diaguitas por parte de tres habitantes de la localidad, que se han propuesto concientizar a la población compuesta por estudiantes, profesores y comunidad educativa en general, en materia ambiental y de cuidado del agua.

Esto considerando que el espacio donde se encuentra emplazado este tradicional establecimiento educacional es la recordada escuela Granja de Diaguitas creada en 1934. El proyecto fue financiado por el Fondo Nacional de Desarrollo Regional del Gobierno Regional de Coquimbo año 2016 y se presentó a través del sistema de Agua Potable Rural (APR) de Diaguitas.

Esta proyecto ha consistido en la instalación de un biofiltro que se abastece con las aguas con las que se lavan las manos niños y niñas, las llamadas aguas grises, como lo explicó uno de los integrantes del equipo Cristian Caradeuc detallando que “el biofiltro es un sistema de depuración de agua que nosotros hicimos en su mayoría con plantas del rio Elqui que nosotros sacamos acá en el rio de Diaguitas con mucho cuidado, las trajimos y están todas vivas, son juncos, son totoras, son carrizos, plantas que viven en la orilla del río y que cumplen esa función” precisó el arquitecto del paisaje.

Esta iniciativa es como un humedal explican sus creadores, las plantas recolectadas en el rio Elqui cumplen la función de entregarle oxigeno al agua y en ese oxigeno logran vivir microorganismos que son los que se alimentan de toda la materia orgánica que viene en el agua, “en ese proceso de depuración el agua después va pasando por todo este material  que es gravilla, piedra y ripio, también va ayudando a retener algunos sólidos que los microorganismos no pudieron  degradar, y finalmente esa agua queda apta para el riego de hortalizas” precisa Caradeuc.

Estas aguas depuradas se utilizan en una huerta escolar que está comenzando a gestarse, espacio que está a cargo del ingeniero de ejecución en agronomía Camilo Tapia quien explica que la idea es “que de alguna manera genere una relación en los alumnos con lo que es la agricultura y con el oficio que significa desarrollar la agricultura y que implica rescatar los valores que tiene este oficio en nuestra comuna y en todo el país” destacó.

Para explicar estos conceptos se realizan talleres con estudiantes en aula y en la huerta, también al resto de la comunidad educativa, “hay un llamado a que se proteja la vegetación de las riberas, porque las plantas no están ahí solamente por lindas, tienen una función en el ecosistema  macro de purificar las aguas que finalmente llegan al mar” dice Cristian Caradeuc.

Diego Pillancar es el encargado de relacionar el proceso de reutilización de aguas con la importancia del cultivo, cuidado y respeto de la tierra, “tiene que ver con un concepto antiguo que trabajaban los pueblos originarios del buen vivir o Kyme Mogen en mapudungún, porque en realidad estuve estudiando y todos los pueblos originarios tienen esa relación del buen vivir con su entorno, que en este caso es la naturaleza que tiene vida y algo que entregarnos, y a la vez nosotros también con ellos, hay un tema de reciprocidad que es lo que pretendo enseñarles a los niños y niñas” agregó Pillancar.

Jorge Guerrero, Director de la escuela Juan Torrez Martínez de Diaguitas explica que este proyecto ha sido muy bien acogido por la comunidad educativa, sobre todo pensando en el objetivo macro del establecimiento que es formar personas integras en cuanto a valores tan esenciales como respeto y autonomía, preservando la interculturalidad, “el proyecto ha sido muy bien acogido por todos nosotros, especialmente por los docentes, alumnos y la comunidad en general, porque nos va a permitir reutilizar un elemento tan valioso como el agua que la verdad de las cosas por el funcionamiento propio de la escuela, las llaves de los baños quedaban abiertas, era agua que se estaba perdiendo y a través de este proyecto vamos a poder reutilizar las aguas y que mejor que hacerlo a través de una huerta escolar que en conjunto con estos muchachos nosotros vamos a ir articulando con un proyecto del programa Movámonos por la educaciónindicó el director.

Para la profesora Fresia Flores, mentora de un proyecto intercultural bilingüe de esta escuela, el hecho de que se haya elegido este recinto educacional para el desarrollo de esta iniciativa es un gran apoyo sobre todo para el aprendizaje de los estudiantes y explica “este proyecto intercultural tiene como objetivo el rescate del conocimiento de la cultura de nuestros ancestros, por lo tanto ellos respetaban y valoraban mucho la tierra y el agua como parte de la naturaleza, y este proyecto tiene que ver con ese cuidado, con ese amor que nosotros debemos tener, con el reciclaje, la optimización del recurso hídrico, estoy encantada con este proyecto y los alumnos son los que más van a ganar con ello” precisó la docente.

Este proyecto que comenzó en febrero con la construcción del biofiltro, se extenderá probablemente hasta mayo, con la realización en total de 48 talleres a todos los estudiantes, profesores y comunidad educativa y que culminará con una ceremonia de cierre.

Roxana Zepeda Rivera
Publicado por Roxana Zepeda Rivera marzo 23, 2017 17:18